¿Quieres globalizar tu empresa? No cometas estos 4 errores

Mar 4, 2020 | Comercio, Negocios

Globalizar tu empresa

Hacer negocios de manera global requiere trabajar utilizando diferentes países e idiomas, además de tratar con sus respectivas culturas. La idiosincrasia de cada lugar tiene un gran impacto en todos los aspectos de nuestros negocios y la internacionalización de empresas no es tarea fácil. Ya sea por la manera que tenemos de comunicarnos o de marcar nuestras diferencias, cómo decidimos comprar o vender un producto, a cómo actuamos en una reunión laboral o las expectativas que tenemos de nuestros jefes, cada cultura puede tener estilos muy específicos.

Estas singularidades culturales pueden causar problemas y es por esto que cuando trabajamos relacionándonos con otras culturas, es importante conocer cada particularidad de esta.

Queremos ayudarte a explorar un poco más estas cuestiones, por esto a continuación te mostramos 4 ejemplos de errores que se han cometido en el lanzamiento de un producto o campaña publicitaria, en donde la falta de conocimiento sobre la cultura local resultó en consecuencias devastadoras.

¡No cometas estos 4 errores!

Lugar

Microsoft en la India

Primero, algo que no debes pasar por alto es que siempre debes ser respetuoso con toda cultura, aunque sea diferente a la tuya. Esto se debe a que si no entiendes a los locales, su historia, qué temas son tabú, etc., probablemente cometas errores. Esto es lo que le pasó a Microsoft en un mapa de su nuevo sistema operativo, cuando ubicó parte del territorio de Cachemira en Pakistán y no dentro de la India, por lo que Cachemira se mostraba como no indio. El producto fue rápidamente prohibido en India y Microsoft se vio forzado a retirar las 200 000 copias del sistema de software operativo de Windows 95, lo que les costó millones de dólares.

Producto

Home Depot en China

Segundo, siempre debes tener en mente cómo tu producto (o servicio) podría ser recibido en una nueva cultura. Aunque lo que ofrezcas ya exista en el mercado, tienes que estudiar sobre cómo se utilizará o verá tu producto en un mercado extranjero, ya que dependiendo de la zona puede ser extremadamente diferente. Esta lección le salió muy cara a la cadena Home Depot cuando decidió probar a introducirse en el creciente mercado chino. Simplemente, hizo un copia y pega de su marca norteamericana y la llevó a China. No prosperó. La compañía no se dio cuenta de que en China, la cultura del DIY no existe. Cuando quieres hacer algo de ese estilo, contratan a un manitas. El concepto de los productos falló a nivel cultural y la internacionalización de la empresa no fue posible.

Proceso

Adquisición de Lehman & Nomura

Tercero, piensa en tus procesos y trámites, o sea, cómo haces o solucionas las cosas. Aunque pueda parecer que un negocio puede ser aceptado de igual manera alrededor del mundo, no es cierto. Puede haber grandes diferencias. Un ejemplo es el de fracaso de Lehman Brothers, en la que la firma japonesa Nomura adquirió parte de las operaciones asiáticas de Lehman. El proyecto acabó fracasando por la diferencia tan grande de enfoques empresariales entre los dos grupos. Los Lehmanitas estaban acostumbrados a trabajar de manera agresiva, correr riesgos y tomar decisiones de manera impulsiva, manteniendo poca comunicación con sus superiores. Por otra parte, estaban los Nomuras, jerárquicos y conservadores, que preferían un desarrollo evolutivo a una revolución. Las dos empresas eran como el agua y el aceite, no hubo manera de que se mezclaran.

Personas

Walmart en Alemania

Por último, es importante considerar el hecho de cómo tu trabajo impactará a las personas alrededor del mundo. Es fundamental valorar a las personas dependiendo de su situación geográfica o país, así como sus diferentes maneras de comportarse, por lo que necesitas conocer qué les motiva, ya sea bueno o malo, para así poder adaptarte a ellos. Cuando Walmart, una multinacional americana de venta al por menor, decidió centrarse en el mercado alemán, cometió un grave error: no invertir el tiempo suficiente para comprender a los ciudadanos alemanes. Acabó siendo un desastre. Entre el gran número de empleados, también estaban las técnicas de gestión un poco cursis, aparte del deseo de no cambiar/adaptarse. En lo que respecta a los compradores, se sintieron manipulados por los extraños diseños de un mercado extranjero, precios confusos y un personal que parecía no querer estar allí.

Consejos para globalizar tu empresa

La cultura importa

La próxima vez que pienses en la globalización de tu negocio, ya sea colaborando con las compañías existentes, vendiendo en el extranjero, como brindando servicios a clientes de manera internacional o desarrollando una página, recuerda que la cultura es muy importante. No solo porque te ayudará a evitar errores, sino, que además te servirá para atraer a una nueva audiencia de manera honesta y creativa.

Cuenta con expertos

Es por esto que es recomendable (cuando estés preparado para expandirte a otros países) contratar un servicio de traducción y localización. Existen expertos en localización con grandes conocimientos culturales de otros países, que ayudarán a tu negocio a ser bien recibido por nuevas audiencias. ¿Te interesa la expansión global? Los especialistas de traducción empresarial de BeTranslated puede que sean justo lo que necesitas. ¡Contacta ya con nosotros! Y recibe un presupuesto gratuito, te contestamos en menos de 24 horas.

¿Alguna pregunta?

Nuestros gestores de proyectos están a tu disposición. Contáctanos hoy para obtener más información o un presupuesto gratuito.

Buscar